ACTO POR LA PAZ

La Comunidad Educativa del Colegio La Milagrosa celebró la tarde del 29 de enero un acto por la Paz y la No Violencia.
Los alumnos participaron activamente en la realización de diversos símbolos de Paz.
Construimos un muro lleno de palabras contrarias a la Paz que luego fue derribado y vuelto a construir destacando la palabra PAZ.
Además lanzamos globos con mensajes, con la esperanza de que quien los encuentre pueda leer nuestros deseos de un mundo mejor y nos pueda contestar.
Terminamos el acto haciendo una mención especial a los refugiados Sirios y entonando entre todos la canción: "Yo solo pido Paz"

INTRODUCCIÓN

“Unidos a la Iglesia Universal celebramos el día de la Infancia Misionera y día de la Paz, apoyados en el lema “Gracias”, recordando que debemos estar unidos a los niños de todo el mundo, porque tenemos muchas cosas en común, comenzando por las ilusiones y las ganas de vivir y ser felices.
Hemos querido que los alumnos tengan la oportunidad de tomar conciencia del papel que tienen hoy en día en la sociedad y en la Iglesia Esperamos que esta jornada abra nuestros corazones a la esperanza”.

MANIFIESTO POR LA PAZ. REFUGIADOS SIRIOS.

El drama de los refugiados sirios, no es sólo una crisis de refugiados. No podemos, ni debemos quedarnos sólo en una respuesta de emergencia a todas esas personas que, efectivamente, necesitan de nuestra protección. Es el resultado de la ausencia de una política de cooperación para el desarrollo que olvida que detrás de cada decisión de abandonar una casa, un trabajo y una vida hay una causa de exclusión (la guerra, la falta de oportunidades…) Son personas a las que proteger. Debemos garantizar sus Derechos.
Es el momento de abordar el reto que, como sociedad, ya estamos afrontando; impidiendo que estos sucesos que nos llenan de dolor y vergüenza se reproduzcan. Es el momento de reconocer al otro, al diferente, no como un invasor sino como un igual con los mismos derechos, como un aporte positivo a nuestra sociedad mestiza; cómo un hermano en dificultad para el que hay que buscar un sitio, aunque estemos más estrechos.
Nos unimos al mensaje del Papa Francisco que en su viaje a América Latina animaba a la comunidad cristiana y a toda la sociedad a no tener miedo y a pedir un cambio. Pedimos a los gobernantes que asuman con proactividad el reto histórico de parar de construir vallas, muros y rejas proponiendo soluciones y políticas que pongan en el centro a las personas.
Tenemos un gran reto como sociedad: dignificarnos como seres humanos, haciendo un sitio en nuestra casa y buscando caminos nuevos por los que todos podamos transitar.


Muchas gracias a todos los asistentes al acto.
Podréis disfrutar de las fotografías en el apartado de imágenes.
 

Comparte la noticia